Un programa de viviendas garantizará un hábitat digno a mujeres y diversidades

La subsecretaria de Abordaje y Gestión Territorial, María de los Ángeles Higonet, señaló en diálogo con Télam que la idea es poner en marcha «un programa que permita cambiar la realidad y pensar un desarrollo social equitativo».

Higonet: "Uno de los objetivos es empoderar a las mujeres y diversidades en la generación de trabajo para el desarrollo del barrio"Higonet: «Uno de los objetivos es empoderar a las mujeres y diversidades en la generación de trabajo para el desarrollo del barrio»
La subsecretaria de Abordaje y Gestión Territorial, María de los Ángeles Higonet, destacó que el Programa Interministerial Habitar en Igualdad apunta a garantizar «viviendas y un hábitat digno» para mujeres y diversidades, pero también a capacitarlas para que participen en el desarrollo del diseño, la planificación y la construcción de barrios y ciudades con perspectiva de género.

«Uno de los objetivos es cómo empoderar a las mujeres y diversidades en la generación de trabajo para el desarrollo del barrio, de las ciudades y de las viviendas», indicó Higonet a Télam, al tiempo que subrayó que la idea es poner en marcha «un programa que permita cambiar la realidad y pensar un desarrollo social equitativo en cada rincón del país».

La funcionaria del Ministerio de Desarrollo Territorial remarcó que junto con el Ministerio de las Mujeres van a «comenzar a trabajar con las provincias para desglosar el listado de beneficiarios de viviendas o quienes están esperando una, por género y priorizando a las mujeres jefas de hogar con hijes a cargo».

Los siguientes son los tramos principales de la entrevista con Télam:

– Télam: ¿Cómo surgió Habitar en Igualdad?
– María de los Ángeles Higonet: Desde que asumimos, en mi caso particular, fue como un mandato claro dentro de todas las políticas públicas del Ministerio que trabajemos, que todo sea pensado y diseñado con perspectiva de género y de hecho hoy hablamos de viviendas y de hábitat digno. A través del diálogo permanente con otros ministerios surgió esta posibilidad de que el acceso a la vivienda tiene que ser abordado de modo integral, y también la propuesta del Ministerio de las Mujeres de pensar juntas un programa. Así fue cómo comenzamos a trabajar en este programa, cuyo nombre lo puso el Ministerio de las Mujeres, que es Habitar en Igualdad.



– T.: ¿Qué contiene el programa?
– M.A.H.: Es un programa que lo podemos abordar a partir de tres componentes. El primero es el del derecho al acceso a la vivienda y al hábitat digno y con perspectiva de género que garantice un desarrollo de género equitativo. El segundo es desde el cuidado y la protección de los derechos, abordar en conjunto el atenuar las violencias interpersonales por motivos de género que afectan a las mujeres y diversidades, especialmente a las personas travestis y transgénero, a través de medidas que fomenten el acceso a la vivienda digna. Y el tercer componente es que todo lo que es hábitat y desarrollo de vivienda generan trabajo. Entonces, cómo empoderar a las mujeres y diversidades en la generación de trabajo para el desarrollo del barrio, de las ciudades y de las viviendas.

– T.: ¿Cómo se contemplan estos aspectos a la hora de construir viviendas y barrios?
– M.A.H.: Construimos viviendas con inclusión y perspectiva de género, que estén formadas por espacios para este desarrollo. También barrios y ciudades con perspectivas de género inclusivas e integradoras. Esto es pensar en la participación directa de todos los sectores en el diseño del barrio, la vivienda o la plaza. Que cada espacio sea seguro para mujeres y niñes, y amigables con las personas mayores. No es el viejo esquema pensado «de casa al trabajo», y que no incluye a todas las actividades, escuelas, espacios de juego, participación comunitaria. Son todas situaciones que tienen como principal participante a las mujeres. Y hoy debemos sumar a las diversidades.

«El objetivo es pensar con perspectiva de género las viviendas y los espacios, para que el que nazca en un lugar pueda desarrollarse y crecer en ese lugar»

– T.: ¿Por dónde empieza la puesta en práctica del programa?
– M.A.H.: Queremos abordarlo por la pata territorial del Ministerio que nos da fortaleza en este programa, junto con los institutos de la vivienda provinciales. Vamos a comenzar a trabajar junto con las provincias, para desglosar el listado de beneficiarios de viviendas o quienes están esperando una, considerando por género, y priorizando a las mujeres jefas de hogar, con hijes a cargo. No tenemos números cuantitativos que nos digan cuál es la problemática habitacional que tienen mujeres y diversidades. En esto también es fundamental que la titularidad de la vivienda recaiga en las mujeres. La cotitularidad de las mujeres en América latina está en el 30%. En la Argentina no se sabe en qué número estamos. Y es uno de los ejes a trabajar partir de este programa en conjunto con el Ministerio de las Mujeres, cómo armamos un observatorio para cuantificar la problemática.

– T.: ¿Cómo va a ser la participación de las mujeres en el diseño de barrios y viviendas?
– M.A.H.: Tenemos la experiencia en el Ministerio que nos da el Programa de Mejoramiento de Barrios, donde hay una participación activa a las mujeres. Ahí se trabajó muy bien en pensar y desarrollar estos abordajes de barrios con perspectivas de género. El empoderamiento se consiguió en capacitación y formación de oficios, en acceder al trabajo. Hicimos una experiencia de capacitación en herrería, a partir de la cual las mujeres construyeron viviendas. En La Pampa, otro ejemplo, estamos inaugurando un programa de participación comunitaria absolutamente formado por mujeres capacitadas en albañilería. Ya tenemos la experiencia. Y vamos a tomar también la experiencia del Ministerio de las Mujeres y abordar juntas un programa que permita cambiar la realidad y pensar un desarrollo social equitativo en cada rincón del país. Generar una verdadera política pública de arraigo. Porque el objetivo es pensar con perspectiva de género las viviendas y los espacios, para que el que nazca en un lugar pueda desarrollarse y crecer en ese lugar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

x