Mendoza y Santa Fe: exceptúan del ASPO a las actividades hípicas y reuniones familiares

La Decisión Administrativa 2028/2020 que dispone estos permisos lleva la firma del jefe de Gabinete, Santiago Cafiero; y del ministro de Salud, Ginés González García.

El Gobierno nacional exceptuó hoy del cumplimiento del Aislamiento Social Preventivo y Obligatorio (ASPO) a las actividades hípicas en las provincias de Santa Fe y Mendoza, al tiempo que extendió la habilitación para las actividades culturales y las reuniones familiares en la provincia cuyana, con un tope, estas últimas, de hasta diez personas.

La Decisión Administrativa 2028/2020 que dispone estos permisos lleva la firma del jefe de Gabinete, Santiago Cafiero; y del ministro de Salud, Ginés González García; e incluye seis anexos con especificaciones en cada una de las áreas.

En el caso de la provincia de Mendoza se permite la práctica de actividades hípicas, actividades desarrolladas en espacios culturales públicos o privados al aire libre, y reuniones familiares con un máximo de diez personas y, en espacios abiertos o con adecuada ventilación, todo ello conforme a sus correspondientes protocolos.

En Santa Fe, en tanto, se habilita a las personas afectadas a la actividad hípica en hipódromos y a la actividad de agencias hípicas de acuerdo también con el protocolo establecido.

En todos los casos se deberá garantizar la organización de turnos y los modos de trabajo y de traslado que garanticen las medidas de distanciamiento e higiene necesarias para disminuir el riesgo de contagio de Covid-19.

Los desplazamientos de las personas alcanzadas deberán limitarse al estricto cumplimiento de las actividades exceptuadas por la presente sin la utilización del servicio público de transporte de pasajeros.

Las personas habilitadas deberán tramitar el Certificado Único Habilitante para Circulación – Emergencia Covid-19 y en forma semanal, la autoridad sanitaria local deberá remitir al Ministerio de Salud de la Nación toda la información que se le requiera para evaluar la trayectoria de la enfermedad y la capacidad del sistema sanitario para atender a la población.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

x